LA CATA: El verdadero principio (1era. parte)

Por Vanessa Barradas, para la revista EXCLUSIVA.

Del latín captáre, coger, buscar, la Real Academia Española define catar como la acción de probar algo para examinar su sabor o sazón.

En mi opinión y aplicándolo al mundo del vino se puede decir que es la acción de probar un vino para examinar su sabor involucrando todos los sentidos: vista, olfato, gusto y tacto.

Mucho se ha dicho de todo lo que hay que hacer para poder catar un vino correctamente, aunque estoy de acuerdo en que existen ciertos pasos a seguir, para mi lo mas importante es que la persona sea sensible y que tenga los sentidos bien puestos, que se deje llevar por sus emociones y que no tenga miedo de decir lo primero que le pase por la mente, le doy un 95% de seguridad que estará en lo correcto.

Existen palabras técnicas para describir un vino como: aterciopelado, redondo, equilibrado, hacia el menisco, siruposo, neutro etc. Muchas veces nos olvidamos que podemos encontrarnos a personas que se están abriendo a este mundo, que han escuchado a través de amistades o conocidos que lo que se puede sentir al probar un vino puede llegar a ser una experiencia inolvidable y hasta orgásmica, imagínense la desilusión que sienten cuando un individuo comienza a hablarles de una manera totalmente desconocida, les dice que el vino es el resultado de la transformación del azúcar que se convierte en alcohol y gas carbónico, agregando además que esto se debe a la acción de unas levaduras, etc. etc. etc.

Debemos tomar en cuenta primero que nada el tipo de persona que va a estar en la cata, siempre pregunto si es la primera vez que vienen, trato de dirigirla hacia el grado de conocimiento que tengan o en su defecto, que no tengan.

Para una cata profesional el ambiente ideal es el siguiente:

La copa debe estar limpias, de vidrio o cristal transparente, preferiblemente no tan pequeña.

Una servilleta blanca y limpia sin olor para cada comensal.

La luz debe ser blanca.

Ambiente neutro, sin aromas, nada de comida solo pan blanco sin especias ni rellenos.

Si es posible y la cata es planificada, pedir que no se apliquen perfume de ningún tipo y de ser fumador no hacerlo una hora antes, menos durante la cata.

Los pasos a seguir durante la cata generalmente son los siguientes:

Luego de servir el vino, tomar la copa de la manera correcta, por la base, así evitamos empañar la copa, calentar el vino o que interfieran aromas externos

Inclinar la copa hacia adelante sujetando con la otra mano la servilleta blanca para ver el liquido sobre la misma.

Que buscar:

Vista: Color, limpidez, intensidad, fluidez, efervescencia, etc.
Olfato: Oler sin agitar (aromas primarios), agitamos en sentido rotatorio (aromas secundarios y terciarios si los hay).
Gusto: Dulce, acido, amargo, salado.

En la próxima entrega vamos a profundizar un poco mas en todo lo que debemos buscar en una cata, solo es cuestión de practica y depende mucho de la persona que los este dirigiendo, abran sus sentidos y pregunten, tanto como puedan, nunca dejen que les den una ultima palabra, en el vino no hay reglas, solo mitos y leyendas…

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s